Ruta Lenca

Ruta Lenca
Viaje a Honduras

Las mujeres tejedoras de Chiligatoro

En los alrededores de Chiligatoro, Intibucá, se elaboran y confeccionan vestuarios a partir de procesos artesanales que se han perfeccionado y diversificado desde muchos siglos antes de la llegada de los europeos. Las culturas mesoamericanas aprovecharon para mejorar su calidad de vida, varios organismos que fueron domesticando a través de los siglos, como el algodón (Gossypium hirsutum).

LEER MÁS »
Grupo guancasco Gracias Lempira
Ruta Lenca
Viaje a Honduras

Guancasco o celebración de amistad entre pueblos

Cada guancasco de Honduras es único, pues los santos y las tradiciones realizadas son diferentes en cada lugar. Sin embargo, cada guancasco tiene muchos elementos y aspectos en común con los demás. Principalmente su carácter de celebración de la amistad entre pueblos que vivían en conflicto durante la época colonial; antes o después.

LEER MÁS »
ermita en la campa
Ruta Lenca
Viaje a Honduras

La Campa

Existen varios lugares que no tienen una gran extensión territorial, tampoco una población numerosa o importante, desde una perspectiva estrictamente económica, pero poseen una notable historia y tradición. La Campa, en Lempira, es uno de estos lugares. Antes llamado Tecauxinas, este pueblo adquirió su estado de municipio en 1921, separándose de Gracias. Se le llamaba “la Campa” desde la época colonial, porque según cuentan muchos de los más antiguos pobladores, y confirman algunos historiadores, en esos tiempos era un sitio donde descansaban los nativos que trabajaban para los españoles de Gracias, en los momentos de pausa durante su permanente movimiento hacia los sitios de labor, según fuera la temporada de agricultura, ganadería o actividad minera, en el transcurso del año.

LEER MÁS »
Ruta Lenca
Viaje a Honduras

Fuerte San Cristóbal

En su afán por establecerse en el interior de Honduras para empezar a generar riquezas en estas nuevas tierras, los conquistadores españoles construyeron un fuerte en el centro de la provincia de Gracias a Dios, hoy Gracias, Departamento de Lempira, aproximadamente en el año 1536. Este fuerte o “fortaleza”, como la llaman hoy algunos, en realidad era un asentamiento europeo típico de frontera, amurallado con alguna mampostería y empalizada, conteniendo en su interior las mínimas comodidades: una capilla-iglesia, un minúsculo mercado con herreros y talabarteros, barracas para descansar y caballerizas. Fuera de allí, se utilizaban algunos espacios en los alrededores, para cultivar granos y criar ganado.

LEER MÁS »
Reciba notificaciones de nuevos contenidos y recomendaciones de actividades, hoteles y tiendas.

Promotores de turismo, te recomendamos destinos, las mejores ofertas y lo qué necesitas para realizar tu viaje.

Nullam quis risus eget urna mollis ornare vel eu leo. Aenean lacinia bibendum nulla sed 

Subscribe to our newsletter

Sign up to receive updates, promotions, and sneak peaks of upcoming products. Plus 20% off your next order.

Promotion nulla vitae elit libero a pharetra augue